Muere a los 69 años Margot Kidder, la actriz que interpretó a Lois Lane en Superman

 

Para la posteridad quedará su vuelo junto a Christopher Reeve sobre la silueta de Metrópolis durante una velada inolvidable, haciendo de la eterna Lois Lane, la implacable periodista del Daily Planet. Margot Kidder ha fallecido a los 69 años en su casa de Montana, según ha podido confirmar el portal TMZ, vinculada de forma permanente a Superman y a la saga en la que participó en cuatro ocasiones en total.

Pese a que no pocos la recuerdan únicamente por ese rol, la actriz canadiense trabajó en más de 50 películas y en un buen puñado de proyectos para televisión, activa incluso hasta el año pasado con un drama canadiense dirigido por Frank D’Angelo, The Neighborhood.

 

 

Nacida en Yellowknife, en los Territorios del Noroeste canadiense, Kidder era la hija de una profesora de Historia y un ingeniero experto en explosivos, en un pueblo en el que ni siquiera tenía acceso a películas, según contaba ella misma hace años. “Cuando tenía 12 años mi madre me llevó a Nueva York y vi Un beso para Birdie, con gente cantando y bailando, y eso fue todo. Sabía que me tenía que ir muy lejos”.

Kidder debutó en un modesto título canadiense en 1968 y un año más tarde en una cinta estadounidense, Los locos años de Chicago, una comedia junto a Beau Bridges. Después, tras su traslado a Los Angeles, logró un papel compartiendo cartel con Gene Wilder en Quackser Fortune tiene un primo en el Bronx y otro junto a Robert Redford en El carnaval de las águilas.

 

 

En 1978 le llegó el salto a la fama a las órdenes de Richard Donner, un rodaje, el de Superman, que duró más de un año y que marcaría su carrera. Por suerte, el éxito comercial fue sonado y le abrió las puertas para seguir adelante. El hecho de que Donner fuera sustituido como director de la segunda parte provocó que su papel quedara reducido de forma drástica en la tercera entrega tras mostrar su rechazo ante la decisión.

“Era encantadora y muy divertida”, dijo de ella Donner en una entrevista en 2016. “Cuando la conocí en la oficina de casting, se tropezó al entrar y me enamoré de ella. Era perfecto, este torpe comportamiento”. Su última intervención en la saga fue en 1987 con Superman IV: En busca de la paz, una película machacada por la crítica como despedida también de Reeve en el papel, para muchos el mejor Superman que se ha enfundado el traje.

Kidder se mantuvo activa durante la década de los 80, llegando incluso a generar rumores de Oscar por su trabajo en Heartaches, de 1981. A mediados de la década de los 90, su carrera entró en un declive, atribuido en parte a su publicitado ataque de nervios en 1996.

 

 

Su condición mental la llevó a estar perdida por las calles de Los Ángeles, convencida de que su ex marido era el jefe de la CIA y que quería matarla. Un indigente la ayudó, se la llevó a un poblado y le dio de comer al verla en el estado en el que estaba.

La actriz estuvo desaparecida durante cuatro días con 47 años. Cuando la Policía la encontró en Glendale tenía mal aspecto y se había cortado el pelo con una cuchilla. Es una condición mental que trató de mantener bajo control el resto de su vida.

Kidder estuvo casada en tres ocasiones y tuvo relaciones sentimentales con el primer ministro canadiense, Pierre Trudeau, y los directores Steven Spielberg y Brian de Palma. Además mantuvo una estrecha amistad con Reeve desde que se conocieron en 1978 hasta la muerte del actor en 2004. “Cuando estás atada a alguien colgada del techo durante meses y meses, te vuelves jodidamente cercano”, indicó la actriz a CBS. “Fue una parte enorme de mi vida”.

 

 

¿Qué te parece? Deja tus comentarios.

Fuente: El Mundo

Etiquetado , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *